Aumento de la participación y de la motivación en una clase de preescolar con el uso de SMART

Historia de un caso de asesoría de SMART con Rachel Jordan, escuela de educación primaria Edward Gideon Elementary School Philadelphia, PA, Estados Unidos

Los profesores y el centro

Rachel Jordan
Escuela de educación primaria Edward Gideon Elementary School Philadelphia, PA, Estados Unidos

Desafío

La profesora de preescolar Rachel Jordan observó que sus alumnos tenían dificultades para mantener la atención y estar motivados en el aula.

Solución SMART

SMART Board® serie 6000
SMART Learning Suite 

Resultado

Las clases interactivas y las actividades basadas en juegos en la SMART Board lograron mantener el interés de los alumnos —incluso el de los más activos— de forma constante. Los estudiantes se volvieron alumnos más ávidos de aprender.

"Los educadores somos aprendices de por vida. Deberíamos adoptar siempre diferentes estrategias que pudieran mejorar el crecimiento de nuestros alumnos en términos educativos".
- Rachel Jordan

El objetivo: captar la atención de los alumnos

La escuela de educación primaria Edward Gideon Elementary, un centro basado en la comunidad, se esfuerza por ayudar a los alumnos a ganar confianza para obtener el éxito, al mismo tiempo que los dota de oportunidades para conseguir la excelencia educativa. Rachel Jordan lleva trabajando como profesora de enseñanza primaria desde hace 11 años. Comparte el mismo objetivo de éxito estudiantil que su escuela. Rachel sabía que conseguir que sus alumnos de preescolar estuvieran interesados y motivados para aprender eran los primeros pasos para ayudarlos a tener éxito. Rachel notó una falta de energía en sus alumnos durante las clases, especialmente el hecho de que tenían dificultades para mantener la atención. Así que eligió SMART como ayuda para mantener la motivación y el interés de sus alumnos en lo que se convirtió en su primer entorno de aprendizaje al estilo de un aula estándar.

Ilustración de los ciclos de vida de las mariposas con SMART

Este curso escolar (2018-2019), los alumnos de la Sta. Jordan tenían varias iniciativas de aprendizaje colaborativo y basado en proyectos. Uno de los proyectos de ciencias se basaba en el aprendizaje de los alumnos del ciclo de vida de una mariposa. En primer lugar, se introdujo el concepto a los alumnos utilizando una tabla KWL, consistente en tres columnas con los encabezados "Lo que sé", "Lo que quiero saber" y "Lo que he aprendido", que se presentó en SMART Notebook®. Los estudiantes podían ver e interactuar con la información contextual y las fases de crecimiento mostradas en la SMART Board mientras investigaban el ciclo de vida. Tras registrar los conocimientos previos y las curiosidades de los alumnos, Rachel utilizó SMART Notebook para crear clases. Los estudiantes pudieron entonces emprender sus propias investigaciones moviéndose a través de una serie de actividades de la mariposa.

Rachel era consciente de la importancia de la interacción y del aprendizaje práctico. Por tanto, otorgó a los alumnos tiempo para explorar aplicando un enfoque práctico mientras cuidaban de un grupo de orugas vivas y observaban su desarrollo a través de sus diferentes ciclos de vida.

Rachel reforzó el concepto de clase interactiva creado en SMART Notebook, presentado en la SMART Board y desarrollado con actividades basadas en juegos en SMART Learning Suite. Los alumnos eran aprendices visuales y táctiles, por lo que este componente adicional del proceso de aprendizaje satisfizo las necesidades de aprendizaje individuales de cada estudiante.

Cómo las soluciones SMART mejoraron el aprendizaje

Al principio del curso escolar, estos alumnos de preescolar no tenían ni idea de cómo utilizar la SMART Board. Pero, para mediados de año, muchos estudiantes estaban fascinados por la pantalla interactiva, ya que se les presentaron todas las formas en que esta podía utilizarse para mejorar las clases y los objetivos de aprendizaje con el fin de aumentar la diversión. A medida que avanzaba el curso, los estudiantes se convirtieron en alumnos más independientes. Navegaban por las clases y sus diversos componentes por sí solos. Expresaron su preferencia por el uso de la pantalla interactiva como ayuda para entender una clase que les resultaba difícil. Las clases interactivas y las actividades basadas en juegos en la SMART Board mantuvieron el interés y la motivación de los alumnos. Incluso los estudiantes más activos de Rachel se convirtieron en alumnos más ávidos de aprender. Su enfoque mejoró y mostró el deseo de participar en la parte práctica de las clases.

"Los alumnos querían ser independientes en su aprendizaje, y la SMART Board fue, sin lugar a dudas, el catalizador de su independencia. Si no la hubiese usado para mejorar el aprendizaje, me habría hecho un flaco tanto a mí misma como a mis alumnos. Quiero ser capaz de preparar a mis alumnos para las diversas facetas de la vida, y sé que la integración de la tecnología en el aprendizaje es un gran punto de partida". 
- Rachel Jordan


Descargar el PDF

Publicado: June 19, 2019
Entrada Outcome Studies